LA Graya – Yeste

GR-68 La Graya Yeste.
Etapa 6. La Graya Yeste.

Trazado Original

Se comienza esta sexta etapa del GR 68, en Las Torres, el núcleo más habitado del conjunto conocido como La Graya, callejeando desde la balsa de riego por la calle principal, buscamos, en dirección noroeste, un camino antiguo, semiperdido por la exuberante vegetación. Bajamos acompañados por el rumor constante del agua de las acequias que riegan los huertos y, a veces, inundan el camino. Surgen dos caminos a la izquierda, uno tras otro, que ignoramos siguiendo en dirección norte. Abajo ya se ven, junto al Segura, las Casas del Río.

El camino hace una curva a la derecha y pasamos junto a una cueva. A continuación, otra curva a la izquierda para seguir en la misma dirección. Llegamos a las Casas de la Cuesta, el camino se ensancha y seguimos a la izquierda. Al final de las casas, seguimos por una pista encementada en dirección al río. En las Casas del Río, junto al arroyo del Estrecho de Pedro –a nuestra derecha- llegamos a la carretera en el punto en el que hay un pontón sobre el arroyo, y la seguimos hacia la derecha. En 350 metros, junto al Cortijo del Río, la carretera cruza el río Segura, sobre un puente.

VARIANTE 1 – PANTANO ALTO

Si es año de aguas, cruzamos el río sobre el puente de la carretera que une La Graya con Yeste. En la carretera pasamos junto a una caseta, a la derecha, y una pista que baja hacia el río. Una casa junto a la carretera, a la izquierda. De vez en cuando algunos caminos bajan hacia el río por la derecha, utilizado por pescadores y para llegar a algunas huertas situadas junto al río. Cuando llevamos unos 4,3 kms. por la carretera, en una curva que hace a la izquierda, por la derecha baja un camino forestal hacia el río, que tomamos. Al otro lado del río, al frente a la derecha, observamos el Cortijo de la Umbría del Río. Algo más de sesenta metros desde la carretera, por la derecha, cruzando el río, vendría el trazado original del GR.

Para seguir el trazado original del GR, dejamos la carretera por una pista que sale por la derecha, antes de cruzar el río. Pasamos junto a un puente peatonal, antiguo, hoy en desuso. Estamos junto al río, en la base de este impresionante valle. A la izquierda, al otro lado del río, se elevan farallones espectaculares que propician el anidamiento de las aves. Caminamos junto al río unos setecientos metros. En una curva de 90 grados a la derecha, le damos la espalda al río y comenzamos a ascender, abajo quedan unos chopos jóvenes.

A los 4.350 metros llegamos a una bifurcación de pistas: seguimos hacia la izquierda. Atravesamos una explanada, al fondo a la izquierda, podemos ver ya Yeste, en lo alto. A la derecha, las cárcavas de la Sierra de los Molares. A los cinco kilómetros, llegamos a otra bifurcación de pistas: seguimos hacia la izquierda. A nuestra derecha, abajo, un profundo barranco. Curva de 180º a la derecha y a continuación otra curva de 180º a la izquierda. Seguidamente, un camino que sube del río se une alnuestro por la izquierda.

Una balsa de riego queda a nuestra izquierda. Llegamos junto a las ruinas del Cortijo de la Umbría del Río, a nuestra izquierda, cuando llevamos 6.750 metros. Abajo vemos ya la cola del pantano de la Fuensanta. Al bajar el Cortijo del Río llegamos a una bifurcación y seguimos la opción de la derecha. El pantano se encuentra muy alto y enseguida nos impide el paso, por donde se trazó originalmente esta etapa del GR 68. Nos dicen que, en primer lugar, la fuerza del agua se llevó el puente que había y observamos que el pantano ha inundado esta zona del río. Pero bueno, por aquí se cruzaba el río sobre un puente de palos. Al cruzarlo se sigue la dirección del puente por la rambla del Arroyo de Tinjarra, junto a unas choperas y llegamos a un camino forestal asfaltado que tomamos hacia la derecha. Silo siguiéramos hacia la izquierda, llegaríamos a la carretera. En este punto se une con el trazado que planteamos cuando se encuentra alto el pantano.

Tanto si hemos podido seguir el trazado original (mucho más atractivo bajo la sombra de los pinos de la umbría del río) o si por las aguas altas nos hemos visto forzados a seguir desde el puente por la carretera, ahora estamos al otro lado del río y seguimos hacia Yeste. Aunque también aquí vamos a plantear una segunda opción o variante que se separa en las casas de Granaícos, junto al camino forestal que acabamos de tomar. Antes de llegar a las casas, pasamos por una rambla asfaltada mojándonos con las aguas del arroyo de Tinjarra.

Vamos a seguir el camino forestal asfaltado, paralelo al río o al pantano, a nuestra derecha, durante unos 1.750 metros. Unos 250 metros después de las casas de Granaícos, pasamos junto a las ruinas del Cortijo de los Siseros, a nuestra izquierda. En doscientos metros, curva a la izquierda para cruzar el arroyo de las Quemadas. Unos cien metros después, por la derecha viene un camino por el que también se podía cruzar el río sobre un puente. Hoy se encuentra bajo el pantano, si es que queda en pie.
En trescientos metros, una pista se une por la izquierda a nuestro camino asfaltado. En ciento setenta metros, otra pista llega por la izquierda. Seguimos el camino asfaltado para llegar, en cincuenta metros a una bifurcación: seguimos hacia la derecha, pasamos junto a unas choperas inundadas. En ciento cincuenta metros el agua ha inundado el camino forestal, así que subimos y bordeamos el agua durante unos doscientos metros hasta que, tras el Arroyo de la Cerecera, podemos regresar al camino forestal asfaltado que estamos siguiendo.

En unos cien metros, el camino hace una curva de 90º a la izquierda y dejamos el pantano a nuestra izquierda para subir hacia Yeste –en dirección norte-, por el camino forestal asfaltado, entre el arroyo de la Cerecera –a nuestra izquierda- y el Arroyo de los Infiernos –a nuestra derecha-. En 250 metros, una casa queda a nuestra izquierda. En 150 metros, un camino en mal estado por la derecha llega al nuestro. En 175 metros, una pista cruza nuestro camino: seguimos de frente. En algo más de cien metros, la Tinada del Castellón queda a nuestra derecha.

En 550 metros, un camino se une al nuestro por la izquierda. En cien metros pasamos por la Casa Rural “El Olivar” y enseguida, un camino se une al nuestro por la derecha. En 250 metros, un camino se une al nuestro por la izquierda. En 150 metros, una casa a la izquierda, junto al camino. En 350 metros pasamos junto al Matadero Municipal, a la izquierda del camino, en La Menuda. En 350 metros, a la izquierda del camino, una gran balsa de riego. En 280 metros, por la izquierda se une la opción que damos como variante y juntos nos dirigimos hacia Yeste.

VARIANTE 2 – ARROYO DE LAS QUEMADAS

Tras cruzar el arroyo de Tinjarra, en unos metros llegamos a unas casas y, abandonando el camino forestal asfaltado del trazado original del GR, subimos junto a la valla de las casas. Durante más de medio kilómetro seguimos en dirección noroeste, por una explanada, a traviesamonte, en dirección a unos pinos. Giramos hacia el norte, cruzamos un camino y, en ciento cincuenta metros, llegamos a una pista que seguimos a mano izquierda. Seguimos la pista unos ciento setenta metros hasta el barranco del Arroyo de las Quemadas, por donde seguiremos abandonando la pista.

Seguimos, a veces con dificultad, sobre el cauce del arroyo de las Quemadas durante casi trescientos metros. Lo abandonamos a la derecha y encontramos una senda que, al poco, se convierte en una pista forestal por la que continuamos. En unos cuatrocientos metros, a nuestro camino se le une otro por la izquierda, que viene de la carretera, la cual veníamos viendo paralela a nosotros, por la izquierda. Pasamos entre un campo de olivos, con una casa a la izquierda, hacia la que se dirige un camino que surge a la izquierda.

En unos cien metros, un cruce, por la Casa de Córcoles (a la derecha): seguimos de frente para vadear una rambla seguidamente. En 350 metrosvadearemos otra vaguada. Ya hemos ido viendo nuestro destino. Un camino cortado con una cadena viene al nuestro; seguimos de frente. A la derecha, un casuto y un camino que viene en su dirección. Transitamos entre campos de olivares, a izquierda y derecha. Pasamos por la rambla de la Cuesta Empedrada; al subir la cuesta, la pista hace una curva a la izquierda y un camino viene a ella por la derecha. Seguimos subiendo.

Enseguida, un camino viene por la derecha, desde unas casas. Un poco retirada, por la derecha, una instalación ganadera. En doscientos metros, un camino viene al nuestro por la izquierda; seguimos de frente. En ochenta metros, cruzamos un barranco. Otros setenta metros más adelante, cruzamos sobre el Arroyo de Las Canales. Pasamos junto a un muro de piedras, que sostiene un huertecillo; una casa de labor y un camino viene por la derecha hacia el nuestro, junto con una acequia. A la izquierda, junto al camino, una atractiva casa de campo, con su huertecillo vallado.

En cien metros, a la izquierda, una casa de campo y una nave agrícola. Frente a ellas, un muro de piedras y una acequia. En doscientos metros llegamos a una carretera y la seguimos a mano derecha, unos setenta y cinco metros, para llegar al camino forestal asfaltado, en el punto de encuentro con la opción del trazado original.

En 150 metros, un camino se une al nuestro por la izquierda. Pasamos junto a una balsa de riego, a la derecha. En otros 150 metros –desde la anterior-, otra bifurcación: seguimos hacia la izquierda. A nuestra derecha, debajo, la estación depuradora. En algo más de cien metros, bifurcación: seguimos hacia la derecha. Seguidamente otra, que también tomamos a la derecha. En algo menos de 200 metros, otra bifurcación que seguimos hacia la izquierda. Por el arroyo de los Infiernos, llegamos a la calle Carnicería, por la que llegamos hasta la plaza del Ayuntamiento.

DESCARGAR ESTA RUTA EN WIKILOC: